Fimosis Técnica Quirúrgica

Cirujano Operación de Fimosis

La fimosis es un problema que afecta a los hombres, específicamente su zona íntima, ya que se trata del prepucio, este resulta casi imposible de retraer y por lo tanto el glande no puede descubrirse. Esto a su vez conduce a un gran conjunto de problemas como el dolor, inflamación, dolor durante la micción y las relaciones sexuales, infecciones porque la higiene no se puede llevar a cabo correctamente y en algunos casos disfunción eréctil y cáncer de pene.

Fimosis Técnica Quirúrgica

Además, la fimosis es una anomalía progresiva, así que puede avanzar hasta graves consecuencias cuando no es tratada a tiempo. Al respecto, la cura efectiva consiste en la intervención quirúrgica, conocida popularmente como la postectomía o circuncisión, en la que se realiza la eliminación total o parcial del prepucio para que el glande quede completamente libre, aunque existen varias técnicas, es importante identificar y conocer cada una de ellas.

Técnicas de la postectomía o circuncisión

Circuncision - Postectomía

Para llevar a cabo una circuncisión y garantizar así una solución para la fimosis, existen diversas técnicas que se pueden utilizar, desde las más simples hasta otras que se realizan con anillos. Para comenzar, la circuncisión tradicional se enfocar en cortar la piel redundante y en realizar una anastomosis o unión con puntos sueltos.

Mientras que la técnica de grapadoras circulares esta técnica resalta por ser menos invasiva, así que genera menos dolor y también permite que el proceso de recuperación sea más rápido, esto también incluye el regreso a las actividades normales en menos tiempo, también reduce las complicaciones de sangrado postoperatorio y hace que los resultados a nivel cosmético sean óptimos. Ahora bien, su función es hacer posible el retiro del prepucio y de manera inmediata unir las capas de piel del pene. 

Fimosis - Piel del Pene

Cabe destacar, el método plastibell se trata de la circuncisión por medio del acordonamiento con una campana de plástico, así que el resto de prepucio que es acordonado se cae pasados algunos días y es una técnica utilizada en niños pequeños. 

Por otra parte, existen otros procedimientos que ofrecen una solución a la fimosis, son menos invasivas y permiten que el paciente pueda conservar el tejido prepucial, la más destacada es la Frenuloplastia, esta técnica se enfoca en la realización de una incisión en el frenillo, es ideal para aquellos casos en los que la fimosis es producida por un frenillo muy corto, así que permite al paciente conservar el prepucio. 

Técnica Médica Cricuncisión

Otras son la Hendidura dorsal o superincisión, en este caso se realiza una incisión a través de la longitud superior del prepucio, que va desde la punta hasta la corona, de esta manera el glande queda al descubierto y no es necesario eliminar el prepucio.

También la Hendidura ventral o subterincisión, esta técnica se aplica cuando junto a la fimosis también se produce frenillo, consiste en realizar una incisión en la longitud inferior del prepucio, desde la punta del frenillo hasta la base del glande, de esta manera se elimina el frenillo. 

Urólogo y Fimosis

Por último, la prepucioplastia, esta es una opción que funciona también como alternativa a la circuncisión para no tener que eliminar el prepucio, se centra en una incisión a lo largo de la banda de constricción, es decir, se corta lateralmente el prepucio, así que genera menos dolor y el tiempo de curación es más rápido en comparación con otras opciones.

Ir arriba